Menos exóticos y más cortos. Así serán los viajes de verano de este 2010 lastrado por la crisis y la incertidumbre. "Nadie renuncia a unos días de vacaciones, pero en plena recesión la tendencia es a hacerlas más discretas y gastándose lo mínimo posible", explica Jesús Rojas, director de Viajes Primera Línea. Dos son las alternativas para lograr el objetivo único de ahorrar: esperarse a las ofertas de última hora o beneficiarse de los descuentos de la venta anticipada. Esta fase, sin embargo, acaba de cerrarse -contempla unos 60 días antes del viaje- y no ha terminado de funcionar. "Este año en lo relativo a ventas y reservas está resultando muy parecido al anterior, se nota la crisis y se fomentan más las escapadas breves o el intentar ahorrar bajando las categorías de los hoteles", cuenta Javier Ariza, de Viajes Zanzíbar, vicepresidente de la Asociación de Agencias de Viajes de Aragón.

Lo que sí continúa cotizando al alza es la comodidad de volar desde Zaragoza. De hecho, este 2010 se batirá récord de vuelos, gracias a los chárter habituales y a la incorporación de nuevas rutas de las compañías Wizz Air y Ryanair. Hasta 23 destinos diferentes, nacionales y extranjeros, podrán alcanzarse desde el aeropuerto zaragozano. "Las islas funcionan muy bien y los vuelos con salida semanal a Estambul y Túnez también acostumbran a estar llenos", explica Rojas. Además, los precios de los chárter se mantienen prácticamente igual que en 2009, si bien "el coste lo marca la ocupación y no se descartan ofertas de última hora de los operadores".

[...]

FUENTE: Heraldo de Aragón 21-06-2010

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.
  • No se han encontrado comentarios