Un vuelo de Iberia que realizaba el trayecto Panamá-Madrid ha tenido que aterrizar en Zaragoza ante el aviso de la torre de control de Barajas de que había "demasiado tiempo de espera" para tomar tierra en Madrid, lo que no podía asumir el avión al ir "justo de combustible".

Así lo han explicado a Efe fuentes de Iberia que han detallado que el Airbus 343, con 241 pasajeros a bordo tomó tierra en Madrid a las 14.30 horas (80 minutos después de su horario previsto) tras ser desviado a Zaragoza.

Según fuentes de AENA, el desvió de este vuelo ha sido un hecho puntual, ya que manifestaron que el aeropuerto de Barajas ha operado con normalidad durante la mañana y no se han registrado demoras generalizas ni habido problemas con el control del tráfico aéreo.

Las fuentes indicaron que el vuelo se desvió por una serie de problemas en el momento en el que iba a tomar tierra, entre los que destaca la coincidencia de varios aviones "en aproximación" a Madrid.

FUENTE: ABC

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0
terminos y condiciones.
  • No se han encontrado comentarios